Etiqueta: atención

Cinco ideas de juguetes para regalar

En muchas ocasiones nos apetece regalar algún juguete a los niños que les guste, les entretenga y, al mismo tiempo, les sirva para desarrollar algún tipo de habilidad pero estamos totalmente perdido de cuáles son los juguetes más útiles a nuestro propósito.

La oferta de juguetes en grande y variada pero hay que tener en cuenta determinadas cuestiones. Como bien indica esta viñeta de Frato, lo que más ayuda a desarrollar la imaginación y creatividad de un niño son los juguetes menos definidos que fomentan la proyección y el uso múltiple de un mismo objeto. Es decir, un palo de escoba puede ser desde una nave espacial a un caballo de carreras mientras que un palo con un caballo puede ser pocas cosas aparte de lo evidente. Hay más…

Los niños pequeños y las nuevas tecnologías

Hasta hace unos años hablar de niños pequeños y nuevas tecnologías parecía algo imposible. Era como si no se pudiesen usar esas dos palabras juntas en una frase dado que los niños muy pequeños no tenían acceso a ellas.
Actualmente, con el boom de las tabletas y los móviles inteligentes el acceso a las nuevas tecnologías está a la mano de cualquiera y parece que especialmente a la mano de los más pequeños.
No queremos ser tremendistas porque está claro que el uso de las nuevas tecnologías es algo que tendremos que ir integrando en la educación de los más pequeños pero hay ciertas cuestiones que deberíamos tener en cuenta.

Serge Tisseron, psiquiatra francés, habla de cuatro etapas en el uso de las pantallas. Éstas etapas abarcan tramos de edad hasta los 3, 6, 9 y 12 años. Según Tisseron lo recomendable sería que los niños hagan un determinado uso de las pantallas en cada una de las etapas y los recomendado en la etapa de cero a tres años es que tengan el menor contacto posible o incluso ningún contacto con pantallas.

¿Por qué esta reticencia de los expertos a que los niños pequeños no tengan contacto con las tabletas, móviles y ordenadores? Hay más…

Cinefórum

El cine puede ser considerado una actividad lúdica y recreativa para toda la familia, sin embargo, ¿quién no ha llorado viendo Coco, se ha angustiado con el padre de Nemo y ha reído en Shrek?

Las películas nos hacen transportarnos a un nuevo escenario intrigados o interesados por la trama, por lo que está ocurriendo, vemos y oímos. Estimula nuestros sentidos y aumenta la actividad cerebral con cada imagen y sonido.

Son una poderosa herramienta de aprendizaje: permiten trabajar valores, emociones, sensaciones… Cuando vemos una película se remueve algo en nuestro interior con lo que nos sentimos identificados o empatizamos, nos hace reflexionar sobre lo que estamos viendo. La trama de cada película engrana una metáfora y un mensaje más profundo de lo que en ocasiones puede parecer. Frozen nos enseña la importancia del amor fraternal, DelRevés sobre las emociones básicas, Zootrópolis sobre los estereotipos, la igualdad o la integración… y muchas más que no mencionamos porque no nos gusta hacer spoiler.

Desde AITTA queremos aprovechar esta herramienta tan accesible y divertida para fomentar el desarrollo de la inteligencia emocional en los niños por eso iniciamos la nueva actividad de CINEFORUM. Hay más…

Los niños, los animales y el estrés.

Acabo de leer un artículo sobre los perros de compañía y la reducción del estrés en niños y lo cierto es que parece que hay una correlación entre el nivel de cortisol (hormona del estrés) en la saliva y la interacción de un niño con su animal de compañía. No sólo se trata de que el niño tenga una mascota sino de que interactúe con ella para que así el cortisol disminuya. En dicho estudio, una de las conclusiones que comentan los autores es que las necesidades de apoyo social para superar el estrés de los niños entre 7 y 12 años son mayores que las que pueden ofrecer solo los padres y las mascotas podrían ser un elemento importante al completar esta función.

Entiendo que hay niños que obtienen ese apoyo extra que necesitan de su grupo de amigos. Pero según lo que se observa en la práctica clínica, aquellos niños que tienen menos habilidades sociales o que socialmente se sienten poco integrados, encuentran una fuente de bienestar importante en el trato con animales. Hay muchos terapeutas que utilizan la presencia de animales en consulta como apoyo terapéutico…y funciona! Hay más…

El TDAH y los trastornos de conducta

Los trastornos de conducta o del comportamiento perturbador son aquellos en los que el niño o adolescente se muestra hostil, agresivo o desobediente llegando a veces a manifestar conductas distorsionadas, destructivas o antisociales. Estos síntomas y conductas aparecen en la interacción con las figuras de apego y también en el resto de ámbitos donde se mueve el menor: familia extensa o escuela.

Sin llegar a manifestar un «trastorno» es frecuente que muchos niños presenten síntomas de este tipo de manera aislada u ocasional: niños desobedientes, con muchas rabietas, con dificultades para tolerar la frustración.

En muchas ocasiones, los profesionales sanitarios no contemplan esta posibilidad a la hora de valorar a un niño con un posible TDAH. Como bien explica la neuropsicóloga Paloma Mendez parece que existe una tendencia a un sobrediagnóstico de TDAH en niños que únicamente presentan síntomas aislados de problemas conductuales.  Hay más…

Últimos Artículos

Detección y prevención de la depresión infantil

La salud de nuestros hijos es una prioridad para los padres, y al igual que existen ciertas enfermedades físicas que son …

¿Qué son las emociones?

Muchas veces en consulta cuando empezamos a trabajar con un niño o niña una de nuestras primeras labores es la psicoeducación. …

Redes sociales e imagen corporal

La existencia de un ideal de belleza en la sociedad, tan establecido y compartido socialmente, implica una presión importante …